Blog

2 marzo, 2019

La hora de los Teletubbies @elespanolcom

En ese fastuoso reality de revolucionario formato, costeado por el contribuyente, en el que poco a poco se va convirtiendo el televisado juicio al procés, ha llegado esta semana, por sorpresa, la franja de horario infantil. Ha sido cuando ante la sala han comparecido testigos de insolvencia e inmadurez notorias, que se han complacido además en exhibir esas prendas suyas y aun en jactarse de ellas, ante la paciencia casi infinita de quien con tanta templanza —y tanta inteligencia— preside la vista.

Mal mirado, resulta profundamente irritante, por no decir algo peor, que en un acto de la gravedad del que nos ocupa, en el que se ventilan, a la vez, presuntos delitos de enorme lesividad para la convivencia y responsabilidades penales susceptibles de producir una erosión terrible en las vidas de los imputados, se permitan unos imberbes —incluso si llevan barba— presentarse a hacer sus gracietas. Pretenden estas ser corrosivas, pero a la postre los reducen a la condición de Teletubbies de la política y también del show en que convierten el acto de esclarecimiento y exigencia de sus consecuencias penales. La frivolidad y la inconsistencia extrema de estos personajes conduce a preguntarse qué ha fallado en nuestro sistema para que semejante personal, a los hechos hay que remitirse, haya sido capaz de influir en los acontecimientos, en lugar de quedar confinado en algún absurdo canal de YouTube para impúberes desorientados.

Seguir leyendo en elespanol.com

Actualidad, Artículos de opinión, El Español
About Lorenzo Silva

One Comment
  1. 😁, creo recordar que no te gustan los emoticonos, pero tu artículo me ha producido una sonrisa por esa comparación tan acertada.
    He visto antiguos juicios de faltas con más nivel jurídico.
    Me ha gustado mucho la testifical de la ex vicepresidenta que contestó a las preguntas con coherencia y contundencia. De la declaración del Sr. Mas sólo recuerdo que cuando el fiscal se refirió al “procesado rebelde Sr Puigdemont” él contestó que “el molt honorable president” estuvo agudo. La testifical de la Sra Colau, de Rufián y del resto de Teletubbies no las vi por suerte para mis neuronas.

Deja un comentario a Ana Cancelar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *